miércoles, noviembre 08, 2006

Vuelan las orcas sobre el puente de Brooklyn


Llueve. Como lentejas. Son de tarro, pero comer lentejas mientras llueve y ver como los vidrios se empañan es como tomar once con la abuelita. Y pienso harto en mi abuelita.


Escucho Roquerío y es estar como en una casa en la playa, con olor a humedad cuando afuera llueve; por supuesto.


Anoche tuve un sueño. Yo y mi hermano en el puente de Brooklyn. El viento movía el puente y yo me asustaba. Rorro me protegía. De pronto orcas comenzaban a saltar por sobre nuestras cabezas. Era hermosa la visión de las orcas volando sobre el puente de Brooklyn. La última imagen que recuerdo es a las orcas varadas en el río con no suficiente agua. Ahora que lo pienso, la imagen tenía un cierto aire de despedida.
De todas formas, agradezco la visita.




3 comentarios:

fran dijo...

Qué lindo.....se te echa de menos amiga. Siempre leo tu blog aunque no comente, me da un poco de verguenza......( ji). Es bueno saber de tí.
un beso con primavera, q parece q por fin está llegando...

Isabel Brinck dijo...

Felicitaciones por el cambio de imagen del blog. Me gusta. Particularmente la foto otoñal del costado.

dulcinea dijo...

yo anoche soñé contigo, fue un sueño raro e intenso que me dejó todo el día con la sensación...
Bien por la lluvia y la imagen japonesa-valdiviana de los pájaros, va con el blog!
besos